Bankinter gana 60 millones hasta marzo, un 19,1% más, impulsado por su negocio con clientes.

24/04/2014
  • El margen de intereses, el margen bruto y el margen antes de provisiones inician el ejercicio con sólidos crecimientos gracias a los buenos resultados en las líneas de negocio estratégicas.

  • La captación de clientes durante los tres primeros meses del año crece un 37% respecto al mismo periodo del año anterior.

  • La tasa de morosidad se mantiene en el nivel más bajo del sector. Paralelamente, la cartera de adjudicados se reduce respecto al trimestre anterior.

El Grupo Bankinter inicia el ejercicio 2014, en su primer trimestre, mejorando sus resultados económicos respecto al mismo periodo del año precedente, con un beneficio neto de 60 millones de euros y un beneficio antes de impuestos de 85,7 millones, que suponen crecimientos sobre el mismo periodo de 2013 del 19,1% y 26,4%, respectivamente. Asimismo, el banco ha cerrado marzo con un ROE del 7,25%, lo que supone una mejora de 95 puntos básicos respecto al de doce meses atrás.

Estos sólidos resultados proceden, en su mayor parte, de la actividad con clientes en las líneas de negocio estratégicas y confirman, con el buen comportamiento de todos los márgenes, el cambio de tendencia que se venía anticipando ya en los últimos trimestres de 2013. Paralelamente, el banco mantiene la calidad de todos sus activos, su correcto nivel solvencia y su estructura de financiación.

En cuanto a la calidad de activos, Bankinter contiene su morosidad en el 5,05%, frente al 13,42% que en febrero tenía, de media, el sector. De forma paralela, se han reducido notablemente tanto las entradas netas en mora como las de activos adjudicados. Asimismo, el banco ha reforzado las provisiones para activos problemáticos, alcanzando niveles de cobertura del 42,6% sobre la morosidad y del 40,8% sobre los activos adjudicados.

Hay que señalar que esta cartera de activos adjudicados es muy reducida (con un valor bruto de 629 millones de euros) y está concentrada en un 45% en viviendas. Además, prosigue el buen ritmo de ventas de estos activos. El valor bruto de esas ventas ascendió en el trimestre a 56 millones de euros, lo que supone un 29% más que en el primer trimestre de 2013.

Por lo que se refiere a la solvencia, Bankinter dispone de unos sólidos ratios de capital, que se mantienen estables, alcanzando al cierre de trimestre un 12%, según los nuevos criterios de Basilea III.

De igual manera, el banco ha mejorado en estos doce meses su estructura de financiación, reforzando el ratio de depósitos sobre créditos hasta alcanzar un 76,4%, cuando hace un año esa cifra se situaba en el 69,1%. Asimismo, el banco ha reducido su gap de liquidez en 3.100 millones de euros respecto al 31 de marzo de 2013.

A esto hay que sumarle que el banco no cuenta con vencimientos de emisiones mayoristas hasta el cuarto trimestre de este año (1.200 millones de euros), y otros 1.200 millones en 2015. Para afrontar esos vencimientos el banco dispone de activos líquidos por valor de 6.200 millones de euros; y una capacidad para emitir cédulas hipotecarias de 3.800 millones.

Bankinter ha reducido su dependencia del Banco Central Europeo a lo largo del periodo. Los fondos tomados al BCE se sitúan ahora en los 2.700 millones de euros, cuando en el primer trimestre de 2013 esa cifra alcanzaba los 7.000 millones.

Crecimiento en todos los márgenes.

Los resultados presentados por el Grupo Bankinter al cierre del primer trimestre de 2014 se asientan sobre el crecimiento del negocio recurrente con clientes, especialmente el de segmentos estratégicos como banca privada y empresas, cuya correcta focalización ha traído consigo una sustancial mejora del margen de clientes.

El margen de intereses de Bankinter alcanza al 31 de marzo de 2014 los 169,1 millones de euros, un 27,5% más respecto al mismo dato de hace un año, como consecuencia de un significativo incremento de la aportación del negocio de clientes, que ha sido capaz de contrarrestar la menor contribución de la cartera de bonos institucional, cuyo volumen se sitúa ahora en unos niveles `normalizados´.

Por lo que se refiere al margen bruto y al margen antes de provisiones inician el ejercicio con sólidos crecimientos.

Así, el margen bruto alcanza al cierre del trimestre los 360,9 millones de euros, lo que significa un 12,6% más que hace un año, gracias sobre todo al satisfactorio crecimiento de las comisiones netas, un 26,6% más que las obtenidas en el primer trimestre de 2013, derivadas fundamentalmente de la actividad de banca privada y del negocio de renta variable, y que vienen a compensar la menor aportación de las operaciones financieras institucionales a los ingresos.

En cuanto al margen antes de provisiones, cerró el trimestre en los 178,4 millones de euros, un 16,1% por encima del primer trimestre de 2013, después de absorber un incremento de los gastos, en su mayor parte dedicados a inversión en negocios estratégicos. No obstante, los gastos del trimestre crecen por debajo de los ingresos, lo que ha permitido que la eficiencia de la actividad bancaria, que se sitúa en el 41,2%, mejore frente a la de hace un año: 43,2%.

Por lo que se refiere al balance de Bankinter, los activos totales cierran el trimestre en 55.196,3 millones de euros, un 4,4% menos que a marzo de 2013. Los créditos sobre clientes suman al cierre del trimestre un total de 40.966,6 millones de euros, cifra prácticamente similar a la de hace un año, dentro un entorno contractivo del sector. En ese entorno se hace precisamente más destacable el crecimiento experimentado por la cartera crediticia de empresas, un 6,6% superior a la de hace un año, hasta alcanzar un volumen de inversión de 17.600 millones de euros.

Y en cuanto a los recursos controlados experimentan en el año un notable crecimiento del 10,3% respecto a doce meses atrás, hasta alcanzar los 51.203,4 millones de euros. Dentro de este apartado, es especialmente favorable el incremento experimentado por los recursos gestionados fuera de balance, y entre ellos los fondos de inversión, que se han incrementado un 45% durante este periodo. Después de un extraordinario ejercicio en 2013, Bankinter Gestión de Activos sigue estando entre las gestoras que más crece del mercado.

Un negocio de clientes en alza, como variable principal de los resultados.

Este comienzo de año ha puesto de manifiesto la solidez en el negocio de clientes del banco, cuya tendencia ya quedó acreditada en el ejercicio precedente. Así, la captación de clientes durante el trimestre se incrementa un 37% respecto al mismo periodo del año anterior; y en un 43% si ponemos el foco específicamente en la captación de empresas.

Por lo que se refiere a la hipoteca residencial, la nueva producción hipotecaria mantiene la buena tendencia de los últimos meses del año pasado, alcanzando en el trimestre un volumen de nueva producción de 279 millones de euros, cuatro veces más que en el mismo periodo de 2013.

Conectado a lo anterior, y también como resultado de otra exitosa campaña comercial, las cuentas nóminas captadas en este trimestre se incrementan en un 79% respecto a la cifra del primer trimestre del año pasado.

Poniendo el foco en el segmento de Banca Privada, especialmente estratégico, es destacable el crecimiento en el patrimonio gestionado de los clientes de este segmento, que se incrementa en un 30,4%. También es reseñable la buena evolución de los principales vehículos de inversión que utiliza esta tipología de clientes, como los contratos de gestión delegada (que crecen el 377% respecto al primer trimestre de 2013), o las sicavs, que suman un total de 320, un 22% más que las existentes un año atrás.

Un negocio a destacar, por el despegue de su actividad, es el de renta variable, con un incremento del 26,6% en el número de clientes de Bolsa, un 54% más de órdenes ejecutadas que en el primer trimestre del año pasado y, derivado de lo anterior, un incremento del 35,8% en las comisiones netas procedentes de este negocio.

En lo que hace referencia a Línea Directa, su margen asegurador se incrementa en un 8,9%, contribuyendo muy positivamente a los resultados del Grupo. En cuanto al BAI individual de esta compañía en el trimestre, asciende a 33,9 millones de euros, un 5,4% más que en los primeros tres meses de 2013, con un ROE individual del 18,5%.

Por último, el Consejo de Administración de Bankinter ha aprobado la distribución del primer dividendo a cuenta del ejercicio 2014, por un importe bruto de 0,02211170 euros por acción, (0,01746824 euros de importe neto), que se abonará el próximo 3 de mayo.

PRINCIPALES MAGNITUDES 1T 2014
Datos31/03/201431/03/2013ImporteDif. %
Margen de intereses (millones €)169,1132,636,527,5
Margen bruto(millones €)360,9320,640,412,6
Resultado antes de deterioro (millones €)178,4153,724,716,1
Resultado antes de impuestos
(millones €)
85,767,817,926,4
Resultado neto atribuido al grupo (millones €)6050,49,619,1
Activos totales (millones €)55.196,357.756,3-2.560-4,4
Créditos sobre clientes (millones €)40.966,641.015,7-49,1-0,1
Recursos controlados (millones €)51.203,446.435,64.767,910,3
Recursos gestionados fuera balance (millones €)13.1549.069,74.084,445
Índice de morosidad (%)5,054,500,55 p.p.
Ratio de eficiencia (%)141,246-2,0 p.p.
Ratio de capital EBA (%)12,0012,04-0,02 p.p.
(1) Excluyendo LDA