Bankinter se anticipó en julio lanzando al mercado la primera hipoteca con dación en pago

24/02/2012
  • El banco incluye la dación en pago en las hipotecas sobre vivienda habitual y para importes de hasta un 80% sobre el valor de tasación.

  • La ‘Hipoteca sin más’ de Bankinter fue el primer producto hipotecario con garantía exclusiva de la vivienda.

Bankinter se anticipó al mercado lanzando el pasado mes de julio la primera hipoteca con garantía exclusiva de la vivienda, denominada comercialmente ‘Hipoteca Sin Más’

Esta “Hipoteca Sin Más” incluye la dación en pago como una ventaja más del producto. El único requisito es que el importe del préstamo se destine a la adquisición de vivienda habitual, que este importe alcance hasta un máximo del 80% sobre el valor de tasación del inmueble y que el titular del producto sea una persona física con residencia en España.

Este producto, en el que se limita la responsabilidad del deudor al inmueble que se haya tomado como garantía, constituye todavía una innovación en el mercado hipotecario español, al romper con la habitual exigencia que obliga a los titulares de un préstamo con garantía hipotecaria a responder con todos sus bienes y derechos por la deuda garantizada con una hipoteca. Al limitar, por tanto, la responsabilidad del cliente a la vivienda hipotecada, este producto permite que, en caso de producirse impagos, pueda saldarse la deuda con la entrega de la vivienda hipotecada sin que se le pueda reclamar nada en base a su patrimonio presente o futuro si esa dación se lleva a efecto

Bankinter considera que las medidas anunciadas ayer en el Congreso de los Diputados por el ministro de Economía y que hacen referencia, entre otras cosas, a la posibilidad de que los deudores hipotecarios salden su deuda con la dación en pago del inmueble hipotecado, se alinean totalmente con un producto como la ‘Hipoteca Sin Más’, que el banco lanzó para dar respuesta precisamente a esa demanda social existente.

La ‘Hipoteca Sin Más’ tiene un plazo máximo de amortización de hasta 40 años, con unas condiciones económicas similares a las de otros productos hipotecarios y con el habitual estudio de riesgos de Bankinter.

La estrategia comercial de Bankinter tiene como práctica habitual tratar de forma específica y personalizada cada caso de morosidad hipotecaria en el que se vea afectado el domicilio familiar del cliente, facilitando, en los casos en que es posible, acuerdos que permitan la permanencia en la vivienda de las familias afectadas. Entre ellas, facilitar la refinanciación de los préstamos hipotecarios alargando plazos y, consecuentemente, suavizando los pagos de las cuotas correspondientes.
Bankinter seguirá buscando fórmulas para mitigar el impacto que las ejecuciones hipotecarias puedan tener sobre sus clientes.