Bankinter obtiene en el primer trimestre de 2011 un beneficio neto de 48,6 millones de euros y cambia la tendencia de los tres trimestres precedentes

15/04/2011

El beneficio neto, obtenido a través de ingresos recurrentes y sin precisar liberación de provisión genérica, constituye el mejor de los cuatro últimos trimestres

Destaca igualmente el margen de intereses, que se incrementa un 4,4% respecto al cuarto trimestre de 2010, tras seis trimestres consecutivos de caída.

La privilegiada calidad de activos del banco se evidencia en un ratio de mora del 2,97%, menos de la mitad que la media del sector.

El Grupo Bankinter comienza el ejercicio 2011, en su primer trimestre, con un significativo cambio de tendencia con respecto a los últimos trimestres del ejercicio anterior, que se manifiesta tanto en una mejora del beneficio como de los ingresos por margen de intereses. Además, el banco conserva niveles de excelencia en su calidad de activos, morosidad, ratios de solvencia y solidez de su modelo de negocio; los mismos que la entidad ha venido mostrado en los últimos años. En definitiva, unos resultados de gran fortaleza que siguen resistiendo el impacto de un largo ciclo económico adverso.

El beneficio neto acumulado del Grupo Bankinter al cierre de marzo de 2011 es de 48,57 millones de euros (un 26,23% menos que en el mismo periodo de 2010); y el beneficio antes de impuestos es de 63,25 millones de euros (un 30,87% menos). Cabe destacar que estos resultados, además de ser significativamente mejores que los tres trimestres precedentes, cambiando a positivo la tendencia de muchos de sus parámetros, han sido generados de manera recurrente y sin liberación alguna de provisión genérica. De hecho, de no tener en cuenta la liberación de genérica, el beneficio antes de impuestos del banco a cierre de marzo de 2011 hubiera sido un 3,2% superior al de marzo de 2010.

Bankinter dispone de unos activos de primera clase, como se pone de manifiesto en un ratio de morosidad del 2,97% (menos de la mitad que el sistema financiero), y en una cartera de activos adjudicados valorada en 407 millones de euros, que supone apenas un 0,61% de la del total del sector.

El nivel de solvencia del banco es el adecuado a su perfil de riesgo. Bankinter cuenta con los mayores ratios de cobertura en todo tipo de activos: un 65% de cobertura de la morosidad (frente a un 50% de los bancos comparables), un 28% de cobertura de los activos adjudicados (frente a un 23% de los bancos comparables) y un 52% de cobertura sobre activos problemáticos que se compara con un 30% que tienen de media dichos bancos. La solvencia se evidencia, igualmente, en cifras como: 157,97 millones de euros de provisiones genéricas, un excedente de recursos propios de 566,25 millones de euros y un ratio de capital del 9,83%.

Los resultados de Bankinter están apoyados, entre otras variables, en una firme contención de los costes, en la solidez y potencial de las comisiones y, sobre todo, en un cambio de tendencia en el margen de intereses.

A cierre de trimestre este margen de intereses alcanza los 115,02 millones de euros, que aunque sigue estando un 28,54% por debajo del presentado a cierre de marzo de 2010, es un 4,4% superior al del último trimestre del año, impulsado por un mayor margen de clientes, de lo que se infiere un cambio de rumbo hacia mejores perspectivas. De entre los diferentes factores positivos que llevan a pensar en esa mejoría cabe destacar los siguientes: unos tipos de interés al alza, ausencia de suelos hipotecarios que limitan el efecto pricing, síntomas de contención de la guerra de pasivo y un limitado crecimiento de activos no rentables.

En cuanto al margen bruto, se sitúa en los 255,60 millones de euros, que representa un descenso del 15,38% con respecto al de marzo de 2010.

Por lo que se refiere al balance de Bankinter, los activos totales alcanzan los 54.408 millones de euros (un 3,30% menos que a cierre de marzo de 2010). Los créditos sobre clientes ascienden a 41.087 millones de euros, un 2,14% por encima del mismo periodo de 2010, lo que manifiesta que el banco sigue ejerciendo a buen nivel su actividad de préstamo a clientes. En cuanto a los recursos de clientes, ascienden a 41.079 millones de euros, lo que significa un 3,63% más que a marzo de 2010.

Fortaleza del negocio con clientes.

El presente ejercicio 2011 se abre confirmando la adecuación de un modelo de negocio con clientes basado en la multicanalidad e innovación, que potencia la captación de clientes en los segmentos objetivo y la ampliación de cuota de mercado en los productos y negocios estratégicos. Así, durante el trimestre el banco ha captado un total de 15.453 nuevos clientes, de los que en torno a 5.000 pertenecen a los segmentos de Renta Altas.

En relación a estos segmentos es destacable, por ejemplo, el hecho de que Bankinter siga superando al mercado en crecimiento de sicavs, principal instrumento de inversión de los grandes patrimonios. El banco ha incrementado durante este periodo en un 6,2% el patrimonio gestionado en sicavs. Bankinter cuenta con un total de 252 de estas sociedades, que nos sitúan en la 3ª posición del Ranking de Inverco por número de sicavs, con una cuota de mercado del 8,1% por número de sociedades.

Por lo que se refiere a la comercialización de seguros, sigue reforzando los resultados del negocio del banco, con un significativo aumento en datos como: un 34,9% más en primas de pólizas de vida riesgo (hasta alcanzar los 59,6 millones de euros), un 6,4% más en primas de pólizas de no vida (hasta los 36,5 millones de euros); y un 3,7% más en fondos de pensiones, llegando a los 1.274 millones de euros a cierre de marzo de 2011. Destacables son también los datos de Línea Directa, que sigue superando al mercado en crecimiento de pólizas y primas, con incrementos de hasta el 5% en el número de pólizas (hasta alcanzar los 1,83 millones de pólizas); y con un 2% más en el importe de primas emitidas, que alcanzan a cierre de trimestre los 164 millones de euros.

Merece señalar también la recuperación experimentada por la actividad de renta variable, negocio estratégico en el que Bankinter es un operador de referencia. Durante el primer trimestre de 2011, el banco incrementa el número de órdenes en un 16,1% y en un 19% el número de clientes de este negocio, frente a los mismos epígrafes a cierre de marzo de 2010.

La calidad de servicio, pilar estratégico.

Todas estas cifras de negocio se asientan sobre unos datos de calidad de servicio prestado a los clientes que siguen estando en niveles de vanguardia en esta industria y que constituyen uno de los valores diferenciales de la entidad. Así, el Índice de Satisfacción Neta (ISN) de Bankinter se sitúa en marzo de 2011 en un 74,77 de ISN.

Bankinter mantiene sus datos de solvencia y morosidad en niveles de una extraordinaria solidez y muy por encima del resto de sus competidores. Así, el riesgo crediticio dudoso se sitúa en 1.350,77 millones de euros, lo que equivale al 2,97% del riesgo computable del banco, menos de la mitad que la media del sector. De igual forma, las entradas netas en mora -que ya de por sí se venían ralentizando progresivamente durante 2010- han mejorado de forma notable en este primer trimestre de 2011, siendo un 59% menos que las habidas en el primer trimestre del ejercicio anterior.

En total, el ratio de activos problemáticos del banco (riesgo dudoso + subestándar + activos adjudicados), se mantiene estable, en un 4,2%, con respecto al del anterior trimestre, alcanzando los 1.900 millones de euros. Este ratio de activos problemáticos de Bankinter es un tercio del que tiene el sistema.

De forma paralela, el índice de cobertura de la morosidad llega hasta el 65%, uno de los más altos del sistema, frente a un 50% que tienen los bancos comparables. Las provisiones por insolvencias totales alcanzan los 871,42 millones de euros, aumentando en un 4,54% respecto a marzo de 2010. Estas provisiones se elevan hasta los 983 millones de euros (un 8,8% más que a marzo de 2010) si se tienen en cuenta los 112 millones provisionados por inmuebles adjudicados. Estos activos adjudicados -con un importe bruto valorado en 407 millones de euros, cifra insignificante en comparación con la del sector- cuentan con una cobertura del 28% sobre el valor contable frente a un 23% de los bancos comparables.

En materia de recursos propios y bajo la norma BIS II, los ratios de solvencia, estimados de acuerdo a la circular del Banco de España sobre la determinación y control de los recursos propios mínimos, se sitúan al cierre del primer trimestre de 2011 en una posición adecuada para el perfil de riesgo de Bankinter, con un excedente de recursos propios de 566,25 millones de euros.