Bankinter anticipa el pago de las pensiones a sus clientes con el fin de ayudar a mitigar el efecto del coronavirus en la economía de las familias

24/03/2020
Sede de Bankinter.
  • El banco pone en marcha de forma inmediata los procesos para abonar esta prestación mañana, día 25 de marzo, cinco días antes de la fecha de pago habitual.

  • Bankinter suma nuevas medidas de ayuda dirigidas a determinadas empresas, como carencias en préstamos o post-financiación ‘confirming’, así como carencia y ampliaciones de plazo en los ‘leasing’ a pymes y autónomos.

Bankinter da un paso más en el plan de choque que ha puesto en marcha para ayudar a los clientes, tanto familias como empresas, con el objetivo de paliar los efectos que puede tener el actual entorno generado por el COVID-19 en su situación económica. Así, el banco adelantará cinco días el pago de las pensiones a sus clientes, con lo que las abonará el miércoles 25 de marzo.

En condiciones normales, la entidad efectúa este abono el penúltimo día de cada mes. Pero en atención a la especial situación que ha provocado el coronavirus, el banco que dirige María Dolores Dancausa, ha decidido este anticipo destinado a los clientes seniors para contribuir a facilitar el flujo financiero normal dentro de cada  economía familiar.

Para anticipar el pago, Bankinter ha puesto inmediatamente en marcha los procedimientos pertinentes con el fin de que el abono se ejecute mañana.

Asimismo, el banco pone en marcha desde hoy nuevas medidas y facilidades crediticias para empresas especialmente afectadas por la situación actual. Entre estas se encuentran aplicar carencias en los préstamos para determinados clientes o post-financiación confirming, servicio este último que permite financiar los pagos de facturas llegado el momento de vencimiento de las mismas, así como carencia y ampliaciones de plazo en los leasing, tanto para pymes como autónomos.

Estas medidas se une a las ya anunciadas el viernes por el banco, entre las que se encuentra la posibilidad de que las empresas puedan destinar los préstamos preautorizados -previstos para el pago de impuestos y seguros sociales- a cualquier finalidad. O que las empresas puedan incrementar o bien recolocar los límites no usados de la ‘financiación multilínea’, un producto que permite a aunar en una sola línea de crédito todas las necesidades de financiación.

De igual manera, figura la adhesión del banco a la nueva línea de financiación ICO-COVID19 dirigida a empresas del sector turístico, transporte y cultural, consistente en un préstamo en condiciones preferentes con un tipo de interés fijo de hasta un 1,5% (incluidas comisiones), y a un plazo máximo de cuatro años, con el primer año de carencia del principal; así como el acceso a los préstamos ICO, que se articularán a través de una línea de avales y garantías públicas de hasta 100.000 millones de euros, según lo dispuesto en el Real Decreto.

Moratoria hipotecaria.

En el ámbito de los clientes particulares, el banco está ultimando un programa de medidas para  conceder facilidades crediticias y flexibilización en los pagos, con carencias y  ampliación de plazo, a los clientes que estén pasando dificultades por esta crisis.

Asimismo, tanto las oficinas como los gestores a distancia del banco están ya informando sobre los procedimientos y documentación requerida para acceder a la moratoria en el pago del préstamo hipotecario para la adquisición de vivienda habitual, según lo dispuestos en el Real Decreto Ley aprobado por el Gobierno, dirigido a aquellas personas que hayan visto reducidos sus ingresos por motivo de esta crisis y que cumplan con los requisitos establecidos. Los clientes afectados podrán solicitar dicha moratoria hasta pasados quince días del fin de la vigencia del citado real decreto, procediendo el banco a su trámite en un plazo de quince días, una vez presentada toda la documentación requerida.