Bankinter amplía su hipoteca con dación en pago a la modalidad de tipo fijo y mixto

06/09/2017
hipoteca
  • La “hipoteca sin más” es el único préstamo hipotecario del mercado con responsabilidad limitada, en donde la propia vivienda responde como única garantía.

  • Bankinter amplía a la modalidad fija y mixta la hipoteca con dación en pago que la entidad ofrece a un tipo de interés variable desde julio de 2011.

Bankinter vuelve a renovar su cartera de préstamos hipotecarios con una propuesta que es, una vez más, pionera en el mercado: la “hipoteca sin más” a tipo fijo y mixto.

De esta forma, Bankinter amplía ahora a la modalidad de tipos fijo y mixto una propuesta de financiación hipotecaria donde la propia vivienda responde como única garantía y que el banco venía ofreciendo a un tipo de interés variable desde julio de 2011.

La “hipoteca sin más” es un préstamo hipotecario para financiar la compra de vivienda habitual que incluye, por contrato y sin ningún tipo de coste añadido, la dación en pago, lo que supone que en caso de impago de la deuda el cliente respondería, única y exclusivamente, con el bien tomado como garantía, en este caso la propia vivienda hipotecada.

Esta hipoteca, en cualquiera de sus modalidades, estará destinada a la compra de vivienda habitual y con su importe se podrá financiar hasta un 80% del valor de compra o de tasación (el menor de ellos). A ella podrán optar personas físicas con residencia en España con ingresos mensuales superiores a 2.000 euros, sumando ambos titulares. El plazo máximo para esta hipoteca es de 30 años.

El tipo de interés para la “hipoteca sin más”, en cualquiera de sus modalidades, es igual que los precios del resto de la oferta hipotecaria de Bankinter.

De esta forma, en su modalidad a tipo fijo el interés se sitúa actualmente en el 1,75% a 10 años; 2,10% a 15 años; 2,30% a 20 años; 2,45% a 25 años; y 2,55% para el plazo máximo de 30 años.

En las hipotecas con tipo mixto, se establece un interés fijo del 2,15%, a 10 años; del 2,35% a 15 años; y del 2,50% a 20 años. A partir de esos plazos, funcionaría como una hipoteca a interés variable, con un interés de Euribor + 1,20% de diferencial.

Y por lo que se refiere a las hipotecas a interés variable, están compuestas por un tipo de interés fijo durante el primer año y para el resto del plazo: Euribor + un diferencial personalizado en función del cliente.

Todos estos precios están condicionados a la contratación de un paquete de productos: domiciliación de nómina, contratación de seguro de vida y seguro de hogar. La no contratación de alguno de estos productos puede incrementar esos tipos.

 

Un producto pionero desde Julio de 2011.

La “hipoteca sin más” cuenta -en su modalidad a interés variable- con más de seis años de vigencia y, por sus características, sigue siendo única en el sector financiero español.

Su lanzamiento supuso un impacto positivo en el mercado al dar respuesta a una repetida demanda de los consumidores que, en un entorno de dificultad y restricciones del crédito, reclamaban algún tipo de producto hipotecario que permitiera financiar la compra de su vivienda habitual limitando, en caso de impago, la responsabilidad patrimonial universal vigente en el ordenamiento jurídico español, que obliga a los titulares de un préstamo a responder con todos sus bienes y derechos por la deuda garantizada con la hipoteca.

Ahora, la “hipoteca sin más” vuelve a dar de nuevo respuesta a una demanda de los clientes al ampliar este producto a la modalidad de tipo fijo y mixto, cuya preferencia se ha incrementado de forma notable entre los clientes en función de los actuales precios y condiciones del mercado.